martes, 21 de enero de 2014

Posada de la noche



En los años del invierno
naufragan las esperanzas
y hay una honda angustia 
en la posada del tiempo.
Nos sentimos más desnudos
hemos llenado momentos,
como amantes solitarios
nos pesan los sentimientos.
Y es que la vida se agota
tras los muros de destierros
y ya proyectamos poco,
cada jornada es aliento.
¡Porque se nos va ya todo
con su beso y su secreto
del alma de tanta vida,
por amor a un pensamiento! 

(alattkeva)

lunes, 20 de enero de 2014

Ataduras


Llevo aroma de rosas de lo amado
con la cruz de mil besos bendecida,
para darte dos más en esta vida
y alejarme del mundo sin pecado.
Contumaz fue mi llama que se obstina
por servirse del aire mientras quema,
ataduras sirviendo a cada lema
con sus versos expuestos en vitrina.
-¿Quién suspira viviendo sin aliento?
Mas fustigan dos tiempos en la brisa
con los aires de un hada de repisa,
la que guarda poemas que me invento.
Tejedora de ausencias por montañas,
me hago gota de luz de algún misterio;
constelada de salmos y un salterio
y me pones sus trampas y me engaña.
Alejada del mundo me quisieras,
ser nostalgia de amor y derramada,
ir cayendo por fin, ya desbordada,
¡mas deshecha en la arcilla que me dieras!


A- Elisa Lattke V

Desde el alma encendida

Soñar es un pretexto para seguir vivos,
por eso quien se llena de anhelos se ata a sus esperanzas
y termina siendo reo de sus pensamientos. (alattkeva)



Esta sed de sentirme se prodiga
en los sueños de lunas y evanesce;
y pregunto a mi Dios si se entristece
por sentirme feliz si, Él, abriga.

Este poco de mí que me mitiga
con mi nada de ser no lo merece,
tantos aires altivos que abastece
a mis sienes de ayer que lo litiga.

Aleteo de dichas y renuncias
al impulso de vida que se añade,
porque leo las páginas del alba.

Sin temor a los cielos se me anuncia
otro vuelo febril y, dulce invade,
a sus mentes de fragua y las enalba.

A. Elisa Lattke V.

jueves, 2 de enero de 2014

Año (2014) -Andy Borg & Semino Rossi, Rot Sind Die Rosen - 2011



Recuerda que: "hay dentro del alma mucho más..."

Año, pasarás volando
como todos en bandada,
perdidos por los recuerdos
equipados de palabras:
con promesas incumplidas
por azares no olvidadas.

Los siento como se duelen
sin los vuelos de mis alas.
Algunas con ellas rotas
por migratorios encuentros
buscando amantes caricias
a merced de ilusos vientos.

Las despliego al horizonte
con los apéndices rotos,
los que cargo con mis sueños
y por volver hago votos.
Pues por sentir otros cielos
hay amores que me esperan,
abrazos que ya me sienten
en dos tiernas primaveras. - (alv)

Son sólo palabras


Amor, mis días son antiguos y ancianos por tiempo cronológico;
son pulso de mis noches en danza sempiterna
hay viento por las ramas y un vuelo confesado.
Mañana, no estaré y al horizonte, querrás saber quién vuela.
Mis huellas de incontables caminos son sueños desolados,
música de un tiempo a la sombra de mi estrella
que a mi crepúsculo, devolverá su límite pausado
en la luz de su imagen femenina de amor, como era ella.
Será como en todo. Rondarán pensamientos,
preguntas, dudas, desencantos, sueños y deseos;
palabras de la mano, mitades que se quedan,
algunas serán fuego vibrando por la sangre
y otras, remembranzas, mandamientos y promesas;
temblores y agonías con música de arpa.

En algún recodo de mi yo, verás al viento lamiéndome las alas
queriendo dar un vuelo allí dentro del ojo
fundiéndose en el ámbar. No podrás eludirlo.

Amor de mis estancias donde mi tiempo habita,
te hago de mis sílabas brillante luz al alba;
por eso las moldeo, las siento por mis manos,
ondulan en la sal con el vaivén del agua.

Allí estoy siempre y nunca tú me olvides
pues soy una gaviota encima de una barca,
navegando al sol de un tiempo que fue viejo
colmándose de otoños su yugo de nostalgia.

Nuestro oficio es remontarse por los sueños
o ser una rosa ardiente o la paloma blanca,
un bálsamo en el lecho con humo del incienso,
retazos de recuerdos, la magia de las hadas
dejando a las estrellas un beso a la distancia.

Amor, así canta la tierra en niebla de mañana
pero sólo cuando llueve la sinrazón domina;
y un corazón que late, sacude su recámara
en silabeo desnudo de luz donde recoge
la ondulación vibrando allí donde respiras,
de las fragantes hierbas hechizos que dejara
a la orilla de un valle donde sentí tu estancia...
¡Mas fue gleba en poesía y se extravió mi alma!

Amor, recuerda: ¡Son sólo palabras!

Elisa
2010
_________________
Las ranas saben, los hombres piensan, el aire lleva, los sueños quedan; mas un silencio todo lo encierra. (Elisa Lattke-09)